7 de julio de 2007

LA HIJA DE.



Serigrafía de Warhol, Small Torn Campbell´s Soup Can (Pepper Pot) (1962)





LA HIJA DE.




El azar está de mi lado en esta cosecha.
Soy la hija de.
Puedo ser la más bella,
la más talentosa,
lo mejor de todas.
Irresistible rehén de tu mirada.
Y soy también, el hijo de.
Venerarás mi inteligencia
aunque haya abandonado la puta escuela
antes que cualquiera,
aunque mi cerebro esté comido por drogas sucias
que no podrás comprar
con tu salario de peón o maestro de provincias.
Los libros que yo leo,
no confieso que no los leo.
Mentir es mi trabajo y lo hago bien.
Puedo ser lo que me proponga.
God save the Queen. Just do it.
Alguien abonará mis deudas pendientes.
Saldré en todos los diarios
con máscara impertérrita.
Mi imagen será esparcida por el mundo
e iré más lejos que las sopas Campbells
Yo pago el precio
de la publicidad que me legitima
con dinero ajeno.
Hederé la sangre de mi familia.
No somos básicos.
Somos la nobleza,
los artistas, los intelectuales,
los elegidos.
Somos la carnadura del futuro ilustrado
y feliz.
El orgullo de una patria de arenas vacilantes.
El barullo de las sinfónicas.
Lennon y Jagger.
Richards y Mc Courney
La adoración de los infelices
arrodillados
ante la nada de los reyes
que se acoplan a los piojos de sus cabezas.
Mis discursos son el pasaporte
de mi soberbia modestia.
I don´t want to be a star,
What did I do with my life?
The other side is better, baby?
Te lo contaré desde mi isla privada,
a la que solo accedemos
los hijos e hijas de.
Carcajajadas alucinantes
se oyen en los pasillos hacia la gloria.
Mientras vos, viejo,
eructás estas hipocresías
juntando la basura de los tachos,
repletos de periódicos con mi nombre,
mezclado entre excremento de perros
que siguen las bodas reales por la tele.

6 comentarios:

Premio consuelo para Lucía Folino dijo...

Una obra del gran rey del arte pop, Andy Warhol, se ha vendido el 10/05/2006 por 11,7 millones de dólares en una subasta.

La serigrafía de Warhol, Small Torn Campell Soup Can (Pepper Pot) (1962), ha sido adquirida por un comprador que se encontraba en la sala de subastas de Christie's, que ha celebrado a sala llena la primera venta de arte contemporáneo de la temporada de primavera.

El cuadro es la archiconocida lata de sopa, esta vez abollada.

Vill Gates dijo...

No se porqué me parece que cuando escribiste ésto estabas enojada...
Tiene mucha fuerza. Me gusta.
Pero pareciera que hubieras perdido el control del discurso al usar la expresión "orto fruncido". No tengo nada contra las llamadas malas palabras (ya sé que podrías hablarme HORAS de esto). En la escritura yo preferiría no tener que usarlas, salvo que sea necesario y a veces lo es.
Tal vez sea simplemente una opción estética la de mi apreciación.
Obviamente, no es una crítica. Sabés que casi ni siquiera llego a la categoría de neófito.

Si querés y tenés tiempo, la semana que viene, el miércoles, cuando coloque el post correspondiente a ese día, te invito a que veas como intenté evitar hasta donde fué posible el uso de malas palabras en el díalogo entre dos amigos hablando sobre mujeres.Traté de que no sonara poco natural.
Me interesaría tu conmentario.

Premio consuelo para Lucía Folino dijo...

Tenès mucha razón.
Quito la fea expresión que no estaba en el poema original (que tiene varios años).

Lu.


Por supuesto, el miércoles te leo.

Vill Gates dijo...

Perdón Lucía, no pretendía que lo cambiaras, era simplemente un comentario y una reflexión de mi parte.
De todas maneras me vino a la mente aquel poema tuyo que llamaste "Enhoramala", creo que sobre un cuadro de Lucien Freud.
El cuadro, no se si era la intención del artista, muestra un gran contraste entre la imagen delicada y femenina de la mujer, con su piel clara y en apariencia tersa, la tela gris suave cayendo hacia el espectador y por otro lado el cuerpo del hombre, no un hombre jóven como se suele pintar en estos casos, sino un tipo de apariencia ruda tal vez cuarentón, y el biombo negro arriba como resaltando aún más la fuerza de la masculinidad. Los dos pies de ella tocan un muslo de él, un punto de toque, pero muy significativo.
Fijate que la escena es, por lo menos para mi, muy sensual. Si el autor hubiese puesto al varon en una situación de exitación y creo que entendés a lo que me refiero, la misma no hubiera ganado en fuerza expresiva, no huera aumentado en masculinidad, ni resaltado la femineidad de la mujer, hubiera sido una obviedad innecesaria.

Me refería a eso con la palabra de tu poesía, a veces la pura estética de la palabra adecuada nos libera de caer en obviedades y no perdemos un ápice de significado.
La estética, lo bello, es un valor en si mismo. Vos lo sabés porque estudiaste filosofía y porque escribís como escribís.

Premio consuelo para Lucía Folino dijo...

No comprendo bien la relación que estableciste entre el poema "Enhoramala" y "La hija de".
El aporte del lector es valioso al punto de resignificar los versos.

El cuadro de Lucian es, en verdad, muy sensual y provocativo.
la pose de excitación sería impensable en esa figura post-acto sexual culposo. Me parece.

Premio consuelo para Lucía Folino dijo...

Cambié el verso porque cuando lo escribí estaba enfadada con la sociedad secreta de miserables que gobiernan el mundo y con la malintencionada afirmación que menta sobre la salvación posterior al pasaje fuera o "pass away", tal el eufemismo que usan los americanos para definir a la "pelona".